Esperanza Marin Spa

La sexualidad es una de las actividades que más disfrutamos los seres humanos y parte de su funcionalidad es la reproducción humana. Sin embargo, por múltiples factores sociales o económicos, no todas las parejas desean tener hijos. Por eso en 1951 el mexicano Luis Ernesto Miramontes Cárdenas sintetizó la primera molécula que permitió elaborar la píldora anticonceptiva y de esa manera fueron evolucionando los métodos de planificación.

Los principales métodos anticonceptivos se clasifican en píldoras orales, implantes, inyectables, parches, anillos vaginales, dispositivos intrauterinos, preservativos, esterilización masculina y femenina, método de la amenorrea de la lactancia, coito interrumpido y métodos basados en el conocimiento de la fertilidad. Estos métodos tienen diferentes mecanismos de acción y eficacia a la hora de evitar embarazos no deseados.

No hay un solo método que sea adecuado para todas las personas. Cada tipo de anticonceptivo tiene ventajas y desventajas.

El dispositivo intrauterino, también llamado DIU, es un pedazo pequeño de plástico en forma de T que contiene cobre u hormonas que se coloca dentro del útero de la mujer.

Existen dos tipos de dispositivos intrauterinos: El dispositivo intrauterino de cobre (la llamada «T de cobre») que libera una cantidad pequeña de cobre para evitar que los espermatozoides fecunden el óvulo. Este método puede durar hasta 10 años.

El dispositivo intrauterino hormonal (la «T hormonal») que libera una cantidad pequeña de hormonas. Su efectividad subsiste entre 3 a 6 años.

La ventaja que tienen estos dispositivos es que se pueden remover muy fácilmente por un doctor o una enfermera.

La mayoría de los métodos anticonceptivos hormonales actúan impidiendo que los ovarios de la mujer liberen un óvulo cada mes. Además, causan otros cambios que hacen menos probable que una mujer quede embarazada.

Varios métodos hormonales funcionan mejor que otros, y algunos requieren más esfuerzo. Por ejemplo, las píldoras anticonceptivas deben tomarse todos los días, mientras que los implantes pueden durar hasta 3 años desde la fecha en que se colocan.

Entre los métodos hormonales se incluyen el dispositivo intrauterino hormonal (T hormonal), que puede durar entre 3 y 6 años, según el tipo que sea.

El implante (un tubo pequeño que se coloca bajo la piel) y puede durar 3 años.

La inyección anticonceptiva que se aplica cada 3 meses.

El parche que se pone en la piel y se cambia una vez por semana. No se usa durante una semana de cada mes.

El anillo que se coloca en la vagina y se cambia una vez al mes.

Los métodos de barrera actúan impidiendo que el espermatozoide y el óvulo se encuentren. Algunos métodos de barrera comunes son el condón masculino (que se pone sobre el pene), el condón femenino (que se coloca dentro de la vagina), el diafragma y el capuchón cervical (que se colocan dentro de la vagina), la esponja anticonceptiva (que se coloca dentro de la vagina), el espermicida (un gel que evita que los espermatozoides alcancen al óvulo), que puede ser usado solo, o en combinación con el condón masculino, diafragma o capuchón cervical.

Existen algunos métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad. Estos métodos se conocen también como métodos de planificación familiar natural. Con este método las mujeres aprenden qué días del mes tienen más probabilidades de quedar embarazadas.

Los métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad funcionan mejor para las mujeres que tienen períodos menstruales regulares. Es importante saber que normalmente no son tan eficaces para prevenir el embarazo como otros métodos anticonceptivos, como los dispositivos intrauterinos o los métodos hormonales.

También existen anticonceptivos de emergencia que se usan cuando se olvida usar un método anticonceptivo o el anticonceptivo falla, por ejemplo, cuando el condón se rompe.

Hay 2 métodos anticonceptivos de emergencia. El primero es el dispositivo intrauterino de cobre, el cuál debe colocarse dentro del útero de la mujer dentro de los 5 días después de que se hayan tenido relaciones sexuales sin protección.

El segundo método son las píldoras anticonceptivas de emergencia, también llamadas “píldoras del día después”. Estas deben ser tomadas tan pronto como sea posible en los 5 días siguientes de haber tenido relaciones sexuales sin protección.

El principio activo de la mayoría de las píldoras del día después es el “levonorgestrel”, un esteroide sintético que imita los efectos de la hormona progesterona.

La pastilla de emergencia previene del embarazo si se toma dentro de las 72 horas después de haber tenido la relación sexual sin protección. Sin embargo, esta efectividad disminuye a medida que pasan las horas desde el coito.

Durante las primeras 24 horas, el porcentaje de efectividad es del 95%. En cambio, entre las 24 y 48 horas siguientes, esta efectividad ya se ha reducido al 85%.

La esterilización es un método permanente de control de la natalidad. Es una opción para las personas que están completamente seguras de que no quieren tener hijos o de que no quieren más hijos que los que ya tienen.

En los hombres consiste en cortar o bloquear los conductos que transportan los espermatozoides hacia el exterior del pene. Esto se llama vasectomía.

La vasectomía es muy efectiva porque está diseñada para que sea permanente y no hay forma de que se pueda cometer un error o usarla mal (como otros métodos anticonceptivos). La vasectomía es un método que previene embarazos todo el tiempo durante el resto de la vida.

En las mujeres consiste en cortar o bloquear con anillos o broches quirúrgicos los conductos que transportan los óvulos al útero. Esto se llama ligadura de trompas.

La ligadura de trompas es uno de los procedimientos quirúrgicos de esterilización más frecuentes para las mujeres. Este procedimiento previene de manera permanente la posibilidad del embarazo, por lo tanto, ya no se necesita ningún otro tipo de anticonceptivo para impedir la fertilización.

El método de coito interrumpido como anticonceptivo se produce cuando el hombre saca el pene de la vagina y eyacula fuera de esta para intentar evitar un embarazo. El objetivo del método de coito interrumpido es evitar que el esperma ingrese en la vagina.

RESERVAR