Esperanza Marin Spa

Los masajes eróticos pueden ser una excelente manera de relajarse y conectarse íntimamente con tu pareja. Y si quieres llevar la experiencia un paso más allá, incorpora aceites y velas aromáticas que pueden agregar un toque especial y sensual. Aquí te contamos cómo hacerlo.

En primer lugar, es importante elegir los aceites y velas adecuados. Opta por aceites esenciales de alta calidad, ya que algunos productos de baja calidad pueden contener ingredientes irritantes o sintéticos. Algunos aceites recomendados son el jazmín la, lavanda y el ylang-ylang, que tienen propiedades relajantes y afrodisíacas.

Las velas también deben ser de calidad y estar hechas de cera natural, como la cera de soja. Las velas de masaje son especialmente diseñadas para derretirse a una temperatura baja y segura para el cuerpo, lo que permite usar la cera caliente para masajear la piel de tu pareja.

Antes de comenzar, asegúrese de tener un ambiente propicio para el masaje. Apaga las luces principales y enciende algunas velas aromáticas alrededor de la habitación. La luz tenue y el aroma de las velas contribuirán a crear una atmósfera sensual y relajante.

Calienta el aceite en tus manos o en un recipiente de vidrio que puedas sumergir en agua caliente para mantener el tibio durante todo el masaje. Comienza aplicando un poco de aceite en tus manos y frota tus palmas para calentarlo aún más.

Empieza el masaje con movimientos suaves y largos, utilizando las palmas de las manos y los dedos. Puedes aplicar más presión en los músculos tensos y aliviar la tensión gradualmente. Recuerda siempre preguntar a tu pareja sobre sus preferencias y si siente algún tipo de incomodidad o dolor.

A medida que progreses en el masaje, puedes comenzar a usar la cera de las velas de masaje. Vierte un poco de cera caliente en tus manos y frótala suavemente para que se funda antes de aplicarla sobre el cuerpo de tu pareja. La cera caliente proporcionará una sensación única y profundamente relajante.

Si deseas intensificar aún más la experiencia, puedes combinar diferentes aceites esenciales en diferentes partes del cuerpo. Por ejemplo, aplica aceite de lavanda en la espalda y aceite de jazmín en las piernas. Esto ayudará a estimular diferentes sentidos y crear una experiencia multisensorial.

Recuerde siempre tener cuidado al utilizar las velas de masaje. No vierta la cera directamente sobre la piel, ya que podría causar quemaduras. Siempre prueba la temperatura en el dorso de tu mano antes de aplicarla sobre la piel de tu pareja.

En resumen, incorporar aceites y velas aromáticas en los masajes eróticos puede elevar la experiencia a un nivel totalmente nuevo. Asegúrate de elegir productos de calidad, crear un ambiente adecuado y comunicarte con tu pareja durante todo el proceso para garantizar una experiencia placentera y segura. ¡Disfruten explorando nuevas sensaciones y descubriendo juntos el poder del tacto y el aroma!

 

Esperanza Marín

RESERVAR